Bachillerato

Categorías: Bachillerato

                                                                                                 

¿Te has preguntado si alguna vez has dicho alguna de esas frases que dañan la relación con tus hijos? Si es así, probablemente quieras remendar la situación, ya que seguramente tu intención no ha sido mala.

Es normal que a veces los padres digamos cosas indeseables a nuestros hijos, sobre todo en los momentos de enfado. Lo importante es reconocerlas y repensarlas, para modificar nuestra conducta a futuro y reforzar el vínculo con ellos.

Las palabras pueden resultar armas de doble filo, por lo que hay ser cuidadoso cuando se usan. Sobre todo, si se trata de educar a un adolescente. Resulta importante formarse en el buen arte del lenguaje, para evitar enunciar frases capaces de dañar la relación con nuestros hijos. A continuación, te compartimos algunas de ellas.

1. “Yo a tu edad…”

Pese al hecho de compartir la misma sangre, tu hijo no tiene por qué tener las mismas aspiraciones y experiencias que tú.

leer mas...
Categorías: Bachillerato

 

Podemos  describir el patriotismo como el sentimiento que tienen los seres humanos por la tierra natal o adoptiva a la que se siente ligado por unos determinados valores, afectos, cultura e historia; es el equivalente colectivo al orgullo que siente una persona por pertenecer a una familia o también a una nación.

Al sentirnos patriotas debemos de tener claro el compromiso del respeto y amor que debemos a nuestro país y los elementos que sumen nacionalidad, mediante nuestro trabajo honesto y la contribución personal al bienestar común desarrollamos plenamente nuestro compromiso como ciudadanos y en este contexto fomentamos el respeto que debemos a nuestra nación.

El patriotismo se manifiesta por los valores claros y bien fundamentados, que desarrollamos al transmitir como ciudadanos conscientes, el buen trabajo, conducta correcta, buenos modales, respeto a las normas y costumbres, demostrando tener siempre una actitud recta y transparente en los diferentes aspectos que se contemplan dentro de una sociedad.

leer mas...

Después del primer domingo de luna llena posterior al 21 de marzo celebramos la pascua de resurrección.

En primavera se celebra el regreso de los días con más horas de luz, el despertar de la naturaleza, el crecimiento de las plantas y una revitalización del medio ambiente. Se preparan los jardines de pascua y finalmente, el día anterior a las vacaciones, llega  la liebre de pascua dejando sus huevos en los jardines de la escuela.

En el primer septenio vivimos con los niños los procesos de la naturaleza, la muerte y la resurrección. La naturaleza nos enseña que en cada muerte está el germen de la nueva vida:  después que en otoño se hayan formado los brotes como preparación de las nuevas hojas, caen las viejas hojas y las fuerzas vitales se retraen. La fruta madura puede servir de alimento o pudrirse. Dentro de ella están las semillas nuevas de las cuales puede brotar nueva vida.

Los niños pequeños aún están totalmente unidos al mundo sensorial. Tiene sentido entonces que intentemos expresar nuestros pensamientos en actividades y gestos en el crecer y decrecer de la naturaleza.

leer mas...
Categorías: Bachillerato, Educación

El ocio puede ser definido como “el tiempo del que disponemos y que empleamos para realizar actividades para el disfrute personal y colectivo”. Sin embargo, cuando hablamos de ocio, es importante ir más allá de la concepción de tiempo libre y destacar la calidad de la experiencia que éste aporta.

Las actividades de ocio pueden realizarse como fuente de disfrute y satisfacción con un fin en sí mismo, al mismo tiempo que pueden realizarse para conseguir otros logros y objetivos. Estamos hablando del valor final, el valor instrumental, y final del ocio (Monteagudo, 2004). Ambas formas de ocio contribuyen al equilibrio y al desarrollo personal, cuando es enfocado de forma positiva.

No todo tipo de ocio reporta beneficio en sí, por el contrario, jóvenes y adolescentes podrían estar utilizando de forma inadecuada su tiempo de ocio. Un ocio positivo y valioso, es aquel que tiene la capacidad de facilitar el desarrollo individual y colectivo, reportando beneficios a nivel físico, emocional, cognitivo y social. El desarrollo de estos aspectos, son imprescindibles para el ajuste psicológico y la formación de la identidad en la etapa juvenil.

Por ello, se hace necesario la participación e involucración de las figuras adultas de referencia, para guiar y acompañar a menores y jóvenes, supervisando el cultivo de un ocio positivo, enriquecedor y saludable, lo que repercutirá en la evolución y desarrollo de etapas posteriores.

leer mas...
Categorías: Bachillerato
favorito

México es un país matriarcal en donde la madre ejerce el rol principal y a veces único dentro de la familia. En la mayoría de las familias existe una imagen distorsionada e idealizada de la madre que es vista como santa, buena e intocable y el rol del padre es menospreciado. Esta idealización y devaluación de las figuras parentales tiene varias consecuencias a nivel individual, familiar y social.

En la sociedad mexicana se fomenta mucho el cuidado, atención y valor de la madre, en cambio se descuida o minimiza el del padre. El problema en si no es la atención a la madre sino la devaluación o poca atención al rol del padre.

Por ejemplo: Recuerdo que un día le pregunté a un  adolescente cómo había festejado el día de la madre. Me contó que le dio flores y chocolates, le hizo de desayunar y salieron a comer a su restaurante favorito. Cuando le pregunté qué hacía el día del padre me respondió, un poco indiferente y alzando los hombros: “No sé ni cuando es y la verdad no recuerdo si le he dado o he hecho algo ese día con él. A nadie le importa el día del padre.” Esta última frase me impactó mucho ya que es la realidad de muchas familias en México.

leer mas...

Es importante que los niños se inicien en la música de manera suave, pero cultivando su inclinación natural hacia ella y la creatividad;  cantando es la manera más sencilla y eficaz desde incluso el periodo prenatal.

La voz humana es el primer instrumento musical del que disponemos. A los niños pequeños les gusta mucho cantar de forma espontánea, es muy grato cantar con ellos, aunque sintamos que cantamos mal o que no tenemos buena voz, en la escuela acompañamos las distintas actividades del día con canciones, también hay canciones de acuerdo a la época del año (estaciones, festividades...).

canto

Para los niños pequeños el sonido y el movimiento van de la mano, además la música nunca es estática, sube y baja, transformándose todo el tiempo, se expande y se contrae, como el movimiento de los niños. Esto es porque tenemos el impulso del ritmo, que en un principio, es caótico e incontrolable. Son esos impulsos inconscientes los que nos impulsan al movimiento, nos hacen bailar y actuar, transformando la sustancia en energía. Al ejercitarse en la música, el niño tiene la tarea de dominar este impulso, darle forma, significado y tomar las riendas de su voluntad en sus manos. En preescolar esto sucede a través de la imitación en una ronda en movimiento, una danza  y así se va desde los movimientos más grandes hasta los más pequeños como en un juego de dedos.

leer mas...

¿Qué es la educación centrada en el estudiante?

Para entender la educación centrada en el estudiante, es importante enfatizar que todo comienza con el docente. Es él quien motiva a los alumnos a participar en la toma de decisiones dentro del salón de clases, los incentiva para tomar roles de liderazgo, los escucha de manera activa tomando en cuenta sus opiniones y, sobretodo, confía plenamente en la capacidad de sus estudiantes para elegir de manera correcta.

educacion

En una educación centrada en el estudiante, los alumnos participan de manera activa en la planeación, implementación y evaluación de las actividades académicas. Es por esto que el cambio más importante para los maestros es hacer la transición de ser quien imparte el conocimiento a ser a quien los guía en su propio proceso de aprendizaje. Los maestros dejan de ser los poseedores de la información y se convierten en herramientas de investigación y guía para el alumno.

leer mas...

Hoy queremos ayudarte a que veas que tus hijos piensan que eres la mejor de las madres. Cuando termines este artículo, esperamos que puedas afirmar: «Sí, soy una buena madre».

Cada vez es más habitual escuchar la expresión «ser una mala madre». Parece que en la sociedad actual se ha generado un sentimiento de culpa en algunas madres. Muchas sienten que no están atendiendo como deberían a las necesidades de sus hijos. Esto se debe a que tienen que conciliar un trabajo remunerado con el familiar o a que simplemente están demasiado cansadas al final del día, es entonces cuando se genera esa sensación de estar siendo una «mala madre».

¿Buenas o malas madres?

«Respecto a los estereotipos, encontramos primero la idea de “la Madre”, esa representación ideal, abstracta y generalizadora que motiva los monumentos, las loas y los refranes («madre solo hay una», etc.)» 

Este ser «una buena madre» implica una larga serie de virtudes como la paciencia, tolerancia, capacidad de consuelo, de sanar, de cuidar, de atender, de escuchar, de proteger y de sacrificarse. La buena madre debe poseerlas todas, o cuantas más mejor. Sin embargo, se trata de una idealización que escapa bastante a la realidad. Basta con que cada uno de nosotros piense en el amor que siente por su madre y reflexione sobre los motivos en los que se basa ese amor. En principio, no queremos a nuestras madres porque cumplen con esos requisitos; nuestro amor va más allá.

leer mas...
Categorías: Bachillerato, Educación

¿Por qué es importante tener una infancia feliz?

Las personas que tienen una infancia feliz, basada en relaciones afectuosas y cariñosas con la familia y los amigos, tienen un menor riesgo de padecer depresión y enfermedades mentales en la edad adulta y, además, suelen tener relaciones más saludables, según un nuevo estudio realizado por investigadores de la Escuela de Salud Pública Johns Hopkins Bloomberg (Estados Unidos) y que ha sido publicado en la revista 'JAMA Pediatrics'.

Desde hace muchos años se sabe que las experiencias adversas durante la infancia, como los abusos, violencia o los conflictos familiares, pueden tener un impacto negativo para toda la vida, si bien los motivos por los que esto sucede todavía son desconocidos, ya que unas personas superan estas adversidades y otras no.

Importancia de la Primera Infancia

Tener una primera infancia con recuerdos agradables y bonitos, marcados por la ilusión de los juegos, la atención personalizada de los padres y un hogar seguro y confortable es un tesoro que queda fijo en la mente de un ser humano en la etapa adulta y a través del cual, un niño adquiere las herramientas necesarias para crecer en libertad porque cuando un niño se siente seguro, amado y protegido crece con esperanza. “Niños fuertes, emocionalmente seguros y felices que se convierten en adultos fuertes, emocionalmente seguros y felices que después repiten el mismo proceso con sus hijos”.

leer mas...
Categorías: Bachillerato, CEDI/PEI
adolescentes ahorrando

A pesar de tener acceso a la información, a una paga semanal o mensual y a productos financieros adaptados a sus necesidades, a los adolescentes les cuesta identificar que sus hábitos de hoy pueden afectar a su vida de mañana.

Concienciar a los más jóvenes de la importancia de la educación financiera es todavía una asignatura pendiente.

Según cifras de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), en México el 30% de los jóvenes mexicanos no tienen ningún interés por adquirir cultura financiera y les gusta gastar el dinero en comida, tecnología, ropa y entretenimiento. El dato más preocupante es que solo el 13% de los jóvenes ahorran una parte de su paga.

La educación financiera se aprende, sobre todo, con la práctica. Por eso, es importante que los adolescentes vayan adquiriendo hábitos saludables para su bolsillo de una forma positiva, que les haga sentirse importantes. Estos son algunos ejemplos para conseguirlo:

leer mas...